Caleidoscopio

Fragmentos de interior

pequeños placeres I

Oído:

1) me gusta cómo cruje la espuma al deshacerse.

2) oír el “motorcito” de mi gata por las noches.

3) me gusta el susurro rítmico de los aspersores.

4) el “dindon” de nuevo mensaje de correo.

5) el bramido de la tormenta.

6) el sonido del lápiz garabateando el papel.

7) el crujir de las pisadas sobre las hojas secas.

8) me gusta escuchar el mar.

9) el murmullo de la calle las mañanas de domingo.

10) me gusta oír “sarita”.
.

7 Comments

  1. Lene, cada día me recuerdas más a Amelie :)

  2. Me encantó esa película.
    :)

    Es curioso, no es la primera vez que nos comparan. Cuando estrenaron la peli una amiga me dijo que la foto del cartel le recordaba a mí por la expresión de la mirada, XD.

    dkoro:
    ¿decoro? Kant organizaba raras orgías.

  3. eso! el crujido de las ojas secas corriendo desnudos bajo una lluvia de flores otoñales, al atardecer entonando cánticos celtas!!! XDDD

    (el romanticismo no es mi veta más desarrollada, que va’cerle…)

    Pero coincido con el ruido del lápiz sobre el papel. También es maravilloso el ruido del ripio bajo las ruedas del auto, y los ruidos mezclados de las voces de la gente cuando en la playa uno está tirado en la arena con los ojos cerrados. También el griterío confuso de los niños en el patio durante el recreo. Una vez, sólo en alguna ciudad que no recuerdo, me detuve un buen rato en la verja de una escuela a escucharlos con los ojos cerrados mientras volvía a mi infancia.

    hsldmrgz
    hacíamos saltos largos, demorábamos mirando, riendo, gritando: ¡zorros!!!

  4. XDDD yo he pensado lo mismo

  5. es que ya varios han querido verme bajo las ruedas de un auto XD

    dlklzdu
    desde la KLZ difunden (m)úsica

  6. pareceré un viejo verde nostálgico, pero es cierto e incluso verídico que las tormentas ya no braman como las de antes. Cuando perseguíamos mamuts violetas en la tundra, el tremendo tronar imponía respeto en nuestros corazones.

    Es raro que me pase, pero cuando un domingo por la mañana salgo temprano a la calle, es como reencontrarse con la paz perdida de la ciudad. Ayuda a reconciliarse con las calles.
    Pero luego llegan los lunes.

    Un momento… ¿y verde por qué?

    Preciosa esta entrada, Sarita.

    nxavvs:
    noches ximbiontes amábamos voraces, vivos, sintiendo…

  7. gracias, efe…

    (y también por lo de sarita)

    dcjlxym:
    decidieron contemplar juncos largos Ximena y Mariola.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*

© 2017 Caleidoscopio

Theme by Anders NorenUp ↑